Cómo Prevenir y Cómo Actuar para evitar la muerte por asfixia. La maniobra de HEIMLICH y los dispositivos de emergencia pueden salvar muchas vidas

Atragantamiento. Cómo evitar muerte por asfixia

En este artículo veremos cómo  Prevenir y cómo actuar para evitar la muerte por asfixia: maniobra de HEIMLICH y dispositivos de emergencia.

La muerte por asfixia a causa de un atragantamiento, en España, se sitúa por delante incluso de los fallecimientos por accidente de tráfico.  Más de 6 personas, cada día, pierden la vida por un atragantamiento.

Se producen, además, casos de atragantamiento que aunque no produzcan la muerte inmediata, puede producirse una neumonía aspirativa, al desplazarse el alimento u objeto al pulmón, provocando una infección que puede terminar también con la vida del afectado, sin que estos casos formen parte de las estadísticas.

 

Cómo se produce un atragantamiento

El atragantamiento se produce por la obstrucción de las vías respiratorias, bien por un alimento, bien por un objeto que impide la respiración. Si no se presta un auxilio inmediato a la persona en esta situación, puede provocar la asfixia y causarle la muerte.

Entre los alimentos que más atragantamientos en niños menores de 4 años,  están las uvas medianas y grandes , las salchichas (hay que cortarlas en rodajas pequeñas ya que al ser algo pegajosas y blanditas tienen más facilidad de quedarse atravesadas, o las aceitunas.

Especial atención y cuidado hay que tener con los alimentos duros y redondeados, como almendras, avellanas, cacahuetes, pipas, o incuso las palomitas, ya que al morderlos pueden salir disparados e introducirse en la tráquea, provocando el ahogamiento.   En objetos, hay que tener especial cuidado con las monedas, globos, cánicas,  piezas de Lego o piezas pequeñas de juguetes

En el caso de los adultos, las principales causas de atragantamiento suelen ser el jamón serrano y los calamares fritos.  Y en objetos, en el caso de los más mayores, las tabletas o comprimidos de medicamentos y fragmentos de dientes o dentaduras.

 

Quienes tienen más riesgo de sufrir un atragantamiento

Los niños pequeños tienen más riesgo de sufrir un artagantamiento ya que la edad es fundamental dado que los niños no tienen suficientemente desarrollada su capacidad de deglutir, pues su reflejo es aún inmaduro.  Además, o bien pueden carecer de todos sus dientes o éstos todavía no  permiten  una  masticación adecuada.   Y los ancianos van perdiendo la capacidad de deglutir con el paso de los años

La muerte por atragantamiento afecta, sobre todo,  a personas mayores de 65 años y se achaca a la disfagia, o dificultad para tragar que viene asociada  a algunas enfermedades, como Ictus, ELA, Parkinson y otras neurodegenerativas.

 

Cómo prevenir un atragantamiento

Las personas mayores de 65 años con dificultades de deglución deben seguir una dieta adaptada a sus necesidades, a fin de evitar que se produzca un atragantamiento.

En el caso del atragantamiento de niños, prestar especial atención a los alimentos que hemos mencionado más arriba.  No se trata de suprimirlos de su dieta, sino de servirlos en los tamaños, formas y texturas más adecuadas. Por ejemplo, no deberíamos dar a comer uvas enteras a menores de 5 años, puesto que por su tamaño y textura podrían obstruir sus vías respiratorias, actuando como un tapón; evitar los trozos grandes de alimentos como las salchichas, quitar la grasa al jamón y dárselo al niño en trocitos muy pequeños, quitar los huesos de aceitunas y cerezas,  mirar minuciosamente el pescado para que no tenga espinas, etc.   así como no dejar a su alcance  juguetes, monedas,  cánicas o cualquier objeto que en la casa pueda provocar el atragantamiento de los niños. Ojo tambien con los globos, tanto hinchados por si los muerden o los llevan en la boca  se les meten en la garganta, como cuando los estan hinchando porque al coger aire para ir a hincharlos pueden meterselos hacia dentro. Sobretodo los globos de agua.

Y para prevenir la muerte por asfixia, la educación en primeros auxilios es fundamental para salvar vidas

 

Cómo actuar ante un atragantamiento

Según la Presidenta de la Sociedad Española de Medicina Intensiva, el error más común que cometemos es la falta de actuación ante una situación de atragantamiento.

En primer lugar, hay que pedir al afectado que intente toser con fuerza, puesto que es la mejor solución para evitar la obstrucción y hacer que el alimento u objeto causante salga despedido.

Pero si el atragantamiento parece severo y observamos que la persona ya no puede toser,  habría que realizar la maniobra de Heimlich y, simultáneamente, otra persona debe llamar al teléfono de urgencias

La maniobra de Heimlich, llamada también Compresión Abdominal, es una técnica de primeros auxilios para despejar el conducto respiratorio cuando está obstruido a causa de un alimento o un objeto. Lo ideal es aprender esta maniobra a través de profesionales en primeros auxilios.  En  Asociaciones como cruz Roja o en los centros de salud ofrecen formación al respecto.

 

Cómo realizar la maniobra de Heimlich 

Nuevos dispositivos de emergencia para asfixias por atragantamiento

Estos dispositivos complementan la maniobra de Heimlich y no resultan invasivos, aumentando las posibilidades de supervivencia en caso de atragantamiento severo.  Son aparatos que convendría estuviesen en el botiquín del hogar (especialmente si hay niños o ancianos), de la empresa, de colegios y guarderías y de restaurantes.

Los servicios de emergencias suelen tardar entre 10 ó 12 minutos en llegar, en el caso de una ciudad.  Este tiempo se amplía considerablemente en zonas rurarles.

Estos dispositivos pueden ser aplicados a otros o autoaplicados si somos nosotros los afectados.

Dispositivo de emergencia para Atragantamiento LifeVac. 

LifeVac funciona creando una fuerza de succión para eliminar la obstrucción de la vía aérea. La presión negativa generada por esta succión es 3 veces mayor que la generada por una compresión abdominal (Maniobra de Heimlich).  Un mismo dispositivo es válido para niños y adultos e incluye dos mascarillas para adultos y una pediátrica, aunque no está recomendado para niños y niñas con un peso inferior a 18 kilos.

 

Aparato de emergencia para atragantamiento Dechoker

También se crea una fuerza de succión, aunque el sistema es a través de una especie de jeringuilla gigante.  En este caso hay tres modelos diferentes,  uno para bebé hasta 5 años, otro para niños entre 5 y 12 años y un tercero para mayores de 12 años. Ambos puedes comprarlos en Amazon


Artículos Relacionados