La información más completa sobre los aminoácidos, qué tipos de aminoácidos existen, cuál es su función en el organismo y para qué se usan los suplementos de aminoácidos.

¿Qué son los aminoácidos?

¿Qué son los aminoácidos?

Los aminoácidos son los “ladrillos” o unidades químicas con las que se forman las proteínas. No te asustes, la explicación es sencilla, y las complicadas funciones que se llevan a cabo en el interior de nuestro organismo, apasionantes.

Cuando ingerimos alimentos, nuestro cuerpo descompone los nutrientes en elementos químicos más sencillos con los que luego construye sus propios tejidos. De este modo, las grasas se descomponen en ácidos grasos, los carbohidratos en azúcares (glucosa) y las proteínas en aminoácidos. Todos ellos tienen funciones esenciales, pero los aminoácidos son particularmente importantes porque son la base de la construcción de nuestros tejidos (células, órganos, piel, hormonas… ¡todo!).

¿Cómo lo hace? Muy fácil, descompone las proteínas que tomamos de los alimentos en aminoácidos, les “inserta” nuestro ADN y con ellos crea nuevas proteínas endógenas (propias) para construir los tejidos.

Tipos de aminoácidos

Existen dos tipos de aminoácidos:

LOS AMINOÁCIDOS NO ESENCIALES son aquellos que nuestro cuerpo puede fabricar por sí mismo y son: Arginina, ácido aspártico, cisteína, ácido glutámico, glutamina, glicina, ortinina, prolina, serina, taurina y tirosina.

LOS AMINOÁCIDOS ESENCIALES son aquellos que nuestro cuerpo no puede fabricar por sí mismo y, por lo tanto, necesitamos ingerir a partir de la dieta. Son: Histidina, isoleucina, leucina, lisina, metionina, fenilalanina, treonina, triptófano, valina y alanina.

No obstante y a pesar de esta diferenciación, algunos aminoácidos no esenciales pueden serlo cuando existen anomalías en las enzimas que los sintetizan o en determinadas circunstancias, como en caso de enfermedad, convalecencia o una situación prolongada de estrés.

Para poder construir sus propias proteínas, el cuerpo necesita disponer de todos los aminoácidos esenciales (los que hay que ingerir con la dieta) en unas cantidades precisas. Por eso, cuando hablamos de proteínas de alto valor biológico, nos estamos refiriendo a proteínas que contienen todos los aminoácidos esenciales en las cantidades adecuadas. Puesto que los animales tienen un organismo más similar al nuestro que los vegetales, la mejor forma de obtener este tipo de proteínas es consumiendo carne animal o pescado. Sin embargo, hay otra forma de obtenerlas y es combinando cereal y legumbre, ya que cada uno de ellos tiene los aminoácidos esenciales que le faltan a los otros.

¿Qué hacen los aminoácidos en el cuerpo?

    • Son la materia prima con la que está construido nuestro cuerpo. De hecho, las deficiencias proteínicas (como ocurre en muchos lugares de África) causan atrofia muscular, retraso mental y otras dolencias graves.
    • Son los encargados de la reparación y reconstrucción de todas las células de nuestro cuerpo
    • Son esenciales para una correcta funcionalidad del cerebro, ya que mantienen una estrecha relación con los neurotransmisores
    • Las enzimas, principales responsables de que se lleven a cabo numerosas funciones orgánicas, tienen naturaleza proteíca, es decir, son aminoácidos.
    • En realidad, todas las funciones de nuestro organismo tienen que ver con los aminoácidos, que son piezas clave en nuestro engranaje bioquímico.

Suplementos de aminoácidos

Como hemos visto, los aminoácidos esenciales hemos de obtenerlos a partir de la dieta. Cuando seguimos una dieta equilibrada y mantenemos un estilo de vida saludable, lo normal es disponer de unos niveles adecuados de aminoácidos esenciales que nos permitan desarrollar todas las funciones correctamente.

Pero sufrir carencias de aminoácidos no es nada extraño, mucho menos teniendo en cuenta los hábitos poco saludables a los que nuestra sociedad se ha ido acostumbrando. Las carencias de ciertos aminoácidos pueden provocar todo tipo de trastornos, muchas veces relacionados con el sistema nervioso (depresión, estrés, enfermedades mentales, etc). Además, los últimos descubrimientos, sugieren que la suplementación con aminoácidos puede ser de gran utilidad para tratar distintos tipos de dolencias. Estas teorías se basan en un procedimiento que imita al organismo en sus mecanismos de curación naturales. De hecho, la terapia ortomolecular con aminoácidos está ganado muchos adeptos a la hora de tratar algunos trastornos, como los psiquiátricos o los inmunológicos, entre otros muchos.

Los aminoácidos mantienen una gran interrelación entre sí, de manera que unos pueden interferir con otros. Por lo tanto, nuestro consejo es seguir siempre las pautas de un diagnóstico profesional cualificado que valore todos los aspectos personales. Los suplementos dietéticos requieren prudencia.

¿Para qué se usan los suplementos de aminoácidos?

La terapia ortomolecular utiliza la suplementación de aminoácidos para tratar dolencias como:

Toxicidad por grandes dosis de aminoácidos

La bioquímica de nuestro cuerpo es un asunto muy delicado, por lo que no conviene alterarlo a la ligera y, como decimos, es importante disponer de un gran conocimiento al respecto, investigar concienzudamente y ponerse en manos profesionales que valoren todos los factores de forma general. Mejor actuar con precaución y sentido común.

No obstante, a modo informativo, la toxicidad por suplementación de aminoácidos (de manera general) se produce sólo con dosis muy elevadas (hasta 100 veces las dosis terapéuticas).

Si quieres más información específica sobre cada uno de ellos (función, alimentos y suplementos), echa un vistazo a nuestros artículos cuadro de aminoácidos esenciales, cuadro de aminoácidos no esenciales y cuadro de aminoácidos semi-esenciales.

Al margen de la terapia que estemos llevando a cabo, es conveniente no olvidar que para disfrutar de salud, alegría y felicidad, no hay nada como comer bien, hacer ejercicio saludable, mantener alejado el estrés y rodearse de gente amorosa. ¡Una terapia infalible!

Artículos Relacionados

Te ha gustado el artículo? Compártelo en redes sociales!
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePin on PinterestDigg thisShare on LinkedInShare on TumblrShare on RedditBuffer this pagePrint this page