Te explicamos qué es la hipertensión, sus causas y síntomas, tipos de hipertensión y cómo tratarla de forma natural: dieta, hábitos, plantas y suplementos

Hipertensión: Causas, Síntomas y Tratamiento Natural

La hipertensión provoca el 10% de las muertes en España y afecta al 20% de la población de nuestro país. Incide especialmente en los países más desarrollados y, a no ser que nos comprometamos con cambios importantes en nuestro estilo de vida, tiene una resolución difícil.

Qué es la la hipertensión

La hipertensión es el aumento de la presión sanguínea. Se considera hipertensión cuando la presión arterial está por encima de 140mm de máxima y 90mm de mínima. Existen dos tipos de hipertensión:

    • Hipertensión esencial o idiopática

      Este tipo de hipertensión es el que sufre la mayoría. No tiene una causa específica sino que se la considera una consecuencia de distintos factores: dieta, estilo de vida, factores ambientales, estrés, etc.

    • Hipertensión secundaria

      Se da como respuesta a otra patología anterior: disfunciones renales, embarazo, problemas endocrinos o la ingesta de ciertos fármacos como los anticonceptivos.

En ambos casos, la hipertensión se da como respuesta a la dureza de las arterias y su falta de flexibilidad, lo que obliga al corazón a bombear con mayor fuerza para que la sangre llegue a todos los rincones del organismo. Cuando el corazón ya no es capaz de realizar este esfuerzo se produce una insuficiencia cardíaca.

Causas y factores de riesgo

Como hemos visto, las causas de la hipertensión pueden variar desde ciertos hábitos malsanos de vida hasta otras enfermedades que acaban degenerando las paredes arteriales y fatigando al corazón como consecuencia. Existen factores de riesgo que incrementan las posibilidades de sufrir hipertensión:

    • Tabaco. Los agentes contaminantes generan gran cantidad de radicales libres que dañan el corazón. Además, el tabaco ejerce un poder vasoconstrictor, reduciendo el calibre de las arterias. También es particularmente perjudicial el alcohol.
    • Obesidad. La obesidad es otro de los factores de riesgo importantes, ya que, cuando existe sobrepeso, el corazón ha de realizar un trabajo mayor para llevar la sangre a un mayor volumen de tejidos.
    • Herencia genética. Cuando se tienen antecedentes de hipertensión en la familia, se tiene cierta “predisposición” a sufrirla, de modo que tendremos que tener mayor previsión y tomar las medidas de prevención necesarias.
    • Sedentarismo. La falta de ejercicio debilita al corazón. El ejercicio moderado y regular fortalece el corazón, siempre y cuando no sea un ejercicio extenuante, especialmente en el caso de las personas que ya sufren cualquier afección coronaria.
    • Dieta. Una dieta excesivamente rica en carne y proteína animal, sal (sodio), leche de vaca, alimentos procesados, aditivos, azúcares y harinas refinadas, etc… acidifica el organismo y con ello existe un riesgo mayor de contraer una afección coronaria. El colesterol y la diabetes también contribuyen a su desarrollo.
    • El estrés. El estrés y la tensión emocional tienen un impacto definitivo en el funcionamiento del sistema cardiovascular, nervioso, inmunitario, etc.

Síntomas de la hipertensión

Las primeras fases de una hipertensión pueden cursar sin ningún tipo de síntoma. De hecho, este factor es un agravante en cuanto que una persona puede no darse cuenta hasta que un buen día se hace una prueba, por pura casualidad, y lo descubre.

Cuando la hipertensión se agrava sí cursa con síntomas:

    • Vómitos o náuseas
    • Mareo, cansancio, confusión
    • Dolor de cabeza
    • Hormigueo en las extremidades
    • Alteración de la visión
    • Sangrado nasal
    • Sudoración excesiva
    • Opresión en el pecho
    • Falta de aliento

Tratamiento natural de la hipertensión

LA IMPORTANCIA DE LA DIETA

    • Lo que hay que evitar

      Es particularmente importante reducir el consumo de sal y proteínas de origen animal (carne), leche de vaca, de productos procesados y desnaturalizados, aditivos, grasas saturadas, azúcares simples… todas las poblaciones que consumen abundancia de este tipo de “alimentos” tienen índices mucho mayores de hipertensión entre la población

    • Lo que hay que comer

      Una gran variedad de productos frescos de temporada (mejor ecológicos), reducir la cantidad de proteína y mejor si es proteína vegetal (cereal sin gluten + legumbre + frutos secos y semillas) y también alimentos ricos en ácidos grasos de la familia Omega 3 (pescado azul, semillas de lino o de sésamo, etc). De especial interés para la hipertensión resultan las propiedades curativas del ajo. Para obtener todos sus beneficios, conviene tomar medio o un ajo crudo todos los días (añádelo a tus ensaladas, por ejemplo).

Alimentarse con una verdadera intención de mejorar la salud requiere información primero y compromiso después. En realidad no se trata de algo desagradable sino todo lo contrario. Consulta nuestro artículo cómo elaborar una dieta sana y equilibrada. Y recuerda que la obesidad es uno de los factores de riesgo, algo a tener en cuenta si tienes sobrepeso. Consulta nuestro artículo cómo adelgazar definitivamente.

PLANTAS MEDICINALES PARA LA HIPERTENSIÓN

Existen distintas plantas medicinales cuyos principios activos favorecen el funcionamiento del corazón y regular la presión arterial. Te vamos a proponer una tisana en concreto ofrecida por el Dr. José Luis Berdonces en su libro “Manual de Medicina Naturista” cuya lectura, por supuesto, te recomendamos. Para elaborarla, hierve agua, retira del fuego y añade 3 cucharaditas de la mezcla por taza y deja reposar 5 minutos. La mezcla se elabora con estas plantas:

    • 25g de olivo
    • 50g de sumidades de espino blanco
    • 25g de estigmas de maíz

HÁBITOS DE VIDA PARA LA HIPERTENSIÓN

Para poder obtener verdaderos beneficios y un cambio real, es necesario comprometerse con la salud de manera global, en todos los sentidos. Estos son algunos factores esenciales:

    • Ejercicio

      Practicar ejercicio moderado y regular oxigena el organismo y fortalece el corazón. Cada cual debe conocer sus límites. Un ejercicio extenuante (como los que se ponen de moda en el gimnasio) no beneficia al organismo, agota al corazón y no resulta nada saludable; ni para las personas sanas ni para las que no lo son. Consulta cuál es la mejor forma de practicar ejercicio.

    • Descanso

      También es muy importante mantener un buen equilibrio entre la actividad y el descanso. Por la noche, nuestro organismo lleva a cabo labores esenciales y para que lo haga correctamente, es necesario procurarnos todas las herramientas necesarias para dormir bien. Durante la noche liberamos melatonina, una de las hormonas más milagrosas que existen en nuestro cuerpo!! Consulta por qué es tan importante dormir bien y cómo dormir bien.

    • Fuera el estrés

      Como hemos visto, el estrés es otro factor determinante a la hora de sufrir afecciones coronarias y vasculares. Realiza los cambios vitales que sean necesarios y destierra para siempre a este gran enemigo de la salud y la longevidad. Consulta cómo vivir amorosamente.

SUPLEMENTOS PARA LA HIPERTENSIÓN

Estos son algunos nutrientes esenciales para el correcto funcionamiento arterial y coronario:

    • Vitaminas. Las vitaminas más importantes son la vitamina A, grupo B, Vitamina C y Vitamina  E
    • Amioácidos. Los aminoácidos relacionados son L-prolina, L-lisina, L-arginina, L-carnitina, L-taurina
    • Otros. Coenzima Q10, suplementos de ajo, ácidos grasos esenciales Omega 3, resveratrol, antocianinos.

Puesto que acertar en las dosis y sinergias de estos nutrientes es un asunto complicado, te recomendamos que te pongas en manos de especialistas que valoren tu estado personal o utilices productos específicos para la hipertensión de algún laboratorio que te guste con una mezcla de estos u otros elementos.

TERAPIAS NATURISTAS

Por último, también te sugerimos que pruebes alguna de estas terapias indicadas para restablecer el equilibrio de todo el organismo y aumentar el bienestar físico, emocional y energético:

    • Reflexología podal. La reflexología podal es una técnica que utiliza puntos reflejos de todo el organismo en los pies
    • Acupuntura. Técnica china que trabaja los meridianos energéticos con agujas
    • Masaje. El quiromasaje está especialmente indicado para relajarse y disfrutar de una sesión de tranquilidad y cuidado
    • Flores de Bach. Las Flores de Bach son una técnica que trabaja sobre la la idea de que toda patología tiene una raíz emocional y utiliza con esencias florales

Artículos Relacionados

Te ha gustado el artículo? Compártelo en redes sociales!
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePin on PinterestDigg thisShare on LinkedInShare on TumblrShare on RedditBuffer this pagePrint this page