Intestino saludable: funciones, enfermedades, los peores enemigos del intestino y herramientas de medicina natural para mantener un intestino en forma

Intestino Saludable: Repoblar la Flora Intestinal

En el intestino es donde se produce la mayor parte de la absorción de nutrientes procedentes de la dieta y, por lo tanto, de su correcto funcionamiento depende que nuestras células estén o no bien alimentadas.

Los distintos trastornos intestinales pueden generar todo tipo de patologías en distintos sistemas ya que, como sabemos, el organismo es una compleja máquina totalmente interrelacionada que funciona al unísono, como una bella y milagrosa orquesta cuya melodía nos mantiene vivos cada día.

El Intestino: Segundo cerebro

Se le llama segundo cerebro porque en sus mucosas residen millones de neuronas y se produce, por ejemplo, el 95% de la serotonina (el neurotransmisor de la felicidad) y el 50% de la dopamina. De ahí que numerosas patologías relacionadas con el sistema nervioso como la depresión, el estrés, etc, tengan su origen en disfunciones intestinales… aunque de eso pocos profesionales de la medicina convencional nos hablan.

El intestino lleva a cabo funciones tan importantes como:

    • Digestión de los alimentos. Es decir, la degradación de grandes moléculas en elementos más simples: las grasas en ácidos grasos, los hidratos de carbono en glucosa y las proteínas en aminoácidos.
    • Absorción de nutrientes. En el intestino delgado se absorben los nutrientes procedentes de la dieta. Cuando sus paredes están saludables y pobladas con bacterias amigas, las vellosidades del intestinos absorben los nutrientes necesarios hacia el torrente sanguíneo y desechan todo aquello que es perjudicial.
    • Segundo cerebro. El primero en llamarlo de esta forma fue el Dr. Michael Gershon en 1999 en su libro “The second Brain”, desde el que poco se ha avanzado hasta hoy en este asunto. En él nos hablaba de los 100 millones de células nerviosas que recubren la mucosidad digestiva, neurotransmisores y receptores de los mismos. Afortunadamente, cada vez más profesionales de medicina de vanguardia relacionan todo tipo de patologías psíquicas con el mal funcionamiento del intestino.
    • Sistema inmunológico. El intestino posee células inmunitarias (linfocitos B, linfocitos T, macrófagos y células M).
    • Intestino grueso (colon, recto y ano). En estas partes se almacenan y transitan los productos de deshecho para ser eliminados.

Los peores enemigos del intestino

Sin duda alguna, las dietas modernas son el peor enemigo del intestino, así como otros hábitos de vida poco sanos. En particular, estos son los factores más importantes a la hora de dañar el intestino:

    • Alimentación. Algunos tóxicos procedentes de la alimentación industrial que destruyen la mucosidad y sus defensas son: aditivos, transgénicos, pesticidas, productos procesados, etc. Particularmente dañinos para el intestino son el trigo (y cualquier otro cereal con gluten) y la leche (y lácteos).
    • Medicamentos. Según el afamado Dr. Signalet, los antiinflamatorios y los corticoides son especialmente destructores de las paredes intestinales. Si bien es cierto que calman momentáneamente los dolores y la inflamación, por otra parte incrementan la hiperpermeabilidad intestinal (de ella hablaremos enseguida) causando daños mayores.
    • Estreñimiento. Aunque el estreñimiento es una consecuencia más de otras causas primarias, lo cierto es que cuando permanece en el tiempo, las toxinas acumuladas no favorecen en nada el buen funcionamiento del intestino.
    • Drogas. Evidentemente el alcohol, las drogas y el tabaco tampoco aportan nada positivo y sus elementos tóxicos contribuyen a deteriorar la mucosa intestinal.

Principales enfermedades del intestino

    • Hiperpermeabilidad. La hiperpermeabilidad (algo de lo que cada vez más nutricionistas de vanguardia hablan) se produce cuando la mucosa del intestino se ha degenerado y como consecuencia algunas moléculas de gran tamaño y toxinas atraviesan las paredes y acceden al torrente sanguíneo. Esta afección, según el Dr Signalet, tiene consecuencias nefastas en todo el organismo,  pudiendo provocar todo tipo de patologías desde afecciones de la piel, problemas respiratorios, psíquicos, etc.
    • Colitis ulcerosa. Es una inflamación en las paredes del colon que presenta dolor abdominal, hinchazón, estreñimiento o diarrea. cansancio, sangrado, taquicardia, síntomas digestivos, etc. Numerosos profesionales de la medicina natural opinan que esta es una consecuencia más de la hiperpermeabilidad del intestino delgado.
    • Enfermedad de Crhon. Es una enfermedad intestinal inflamatoria en la que, según la medicina convencional,  es el propio sistema inmunológico el que ataca el tejido sano por error… ¿por error? Como siempre, nuestra opinión (junto con la de muchos profesionales de la medicina alternativa o naturista) es que el sistema inmunitario no se equivoca por error, sino como consecuencia de graves deficiencias y desequilibrios en el organismo y lo hace para evitar males mayores.
    • Parásitos intestinales. Además de una gran población de bacterias en la flora intestinal que resulta necesaria y beneficiosa, también pueden aparecer otras colonias de microorganismos indeseables. Según numerosos especialistas como el Dr. Xavier Uriarte, esta relación patógena nunca se desarrolla cuando el terreno es el que debe ser y es cuando el organismo está intoxicado o acidificado, cuando estos parásitos campan a sus anchas.

Remedios naturales para la salud del intestino

Lo que te mostramos a continuación son terapias o tratamientos naturistas que contribuyen de manera definitiva a prevenir enfermedades del intestino y a recuperar su salud y funcionalidad:

Dieta

La dieta es un asunto mucho más importante de lo que suele creerse y, por desgracia, de lo que nos cuentan los médicos convencionales. La dieta es esencial para la salud en general, pero particularmente para la salud del intestino. Tomar la decisión y comprometerse con un estilo de vida más saludable depende de ti. Nosotras, por nuestra parte, te ofrecemos la información más relevante para facilitar el camino:

Te aseguramos que, cuando acabes de leer estos artículos, tendrás una idea bastante aproximada de cuáles son los pasos a seguir para cambiar la dieta definitivamente y recuperar la salud.

Probióticos y prebióticos

Los probióticos y los prebióticos son productos dietéticos relacionados con la producción de bacterias amigas. Absolutamente esenciales para proteger la flora bacteriana intestinal. Para conocer todos los detalles, qué es, beneficios, cómo tomarlo y qué hace, consulta nuestro reportaje probióticos y prebióticos.

Fitoterapia

La fitoterapia es el uso de plantas medicinales y sus principios activos con fines terapéuticos. Estas son algunas de las plantas más indicadas para la salud del intestino:

    • Comino. Con propiedades digestivas especialmente indicado en caso de haber comido legumbre
    • Menta. Estimula la actividad digestiva en general y es particularmente eficaz para el ardor de estómago y para procesos inflamatorios intestinales dolorosos.
    • Tomillo. El tomillo es digestivo y antiparasitario, lo que ayuda a reducir los microorganismos patógenos de la mucosa intestinal.
    • Hinojo. Tiene propiedades carminativas y ayuda a reducir los gases y la inflamación

Consulta nuestro reportaje sobre las mejores plantas medicinales para el intestino según las distintas afecciones.

Suplementos dietéticos

Dentro de los suplementos dietéticos, están especialmente recomendados para repoblar la flora intestinal:

A la hora de tomar suplementos, mejor hacerlo bajo el asesoramiento de un terapeuta.

Sales de Schüssler

Las sales de Schüssler son sales minerales que actúan regulando las funciones naturales del organismo. Las más indicadas para la salud del intestino y las mucosas son:

    • Nº 4 Kalium Chloratum
    • Nº 6 Kalium Sulfuricum
    • Nº 10 Natrium Sulfuricum

Las puedes conseguir en farmacias. Si quieres más información consulta nuestros reportajes: qué son las sales de Schüssler y cómo tomarlas, las 12 sales de Schüssler y remedios caseros con sales de Schüssler.

Arcilla

La geoterapia utiliza las propiedades de la arcilla para mejorar la salud. La arcilla es un elemento muy polivalente: antiinflamatoria, analgésica y desinfectante. Tómala de esta manera:

    • Añade una cucharadita pequeña de arcilla verde a un vaso de agua
    • Remueve y deja reposar unos minutos
    • Tómala y procura no comer nada durante la hora siguiente

Si quieres conocer otras formas de usar la arcilla consulta propiedades de la arcilla, arcilla para la salud, cómo usar la arcilla en la piel, tipos de arcilla, usos de la arcilla blanca, usos de la arcilla verde o usos de la arcilla roja.

Terapias alternativas

Existen numerosas corrientes terapéuticas (algunas basadas en la medicina tradicional oriental) que tienen en cuenta también los factores emocionales, así como un punto de vista bastante diferente del de la medicina convencional. Toda ayuda es poca y ponerse en manos de profesionales que nos inspiren confianza es, sin duda, una buena idea.

Hábitos para la salud

Y, por supuesto, no podemos olvidar todos esos hábitos imprescindibles que contribuyen de manera definitiva, no solo a la salud del intestino, sino a la de todo el organismo:

Te ha gustado el artículo? Compártelo en redes sociales!
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePin on PinterestDigg thisShare on LinkedInShare on TumblrShare on RedditBuffer this pagePrint this page

Artículos Relacionados